Un pueblo de Cadiz quiere proteger sus «charlas al fresco»

Algar, un pequeño municipio de la provincia de Cádiz, que cuenta con apenas unos 1.400 habitantes, quiere proteger sus «charlas al fresco» convirtiéndolas en Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad.
El pueblo aspira así a conservar y fomentar la tradición de relacionarse con los vecinos en las calles durante las noches de verano. Desde su Ayuntamiento recuerdan que este proyecto  surge para recordar las viejas costumbres y para que no se sigan perdiendo.»Hay todavía personas que se sientan en la calle. Los algareños disfrutan de las calles del pueblo, sentados en sus sillas sacadas de las casas».

“Que las redes sociales no acaben con nuestra tadición“

Según la Unesco, el patrimonio cultural inmaterial incluye prácticas y expresiones vivas heredadas de nuestros antepasados y transmitidas a nuestros descendientes. Entre ellas se encuentran las tradiciones orales, las artes escénicas, los usos sociales y rituales y actos festivos que las comunidades reconocen como propios. 

Fuente: RTVE

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s